Los Mejores Masajeadores Eléctricos para Aliviar el Dolor y la Tensión Muscular

Noelia Varela

Actualizado el 28 de septiembre de 2022 por Antonio Sapene

El 40% de los adultos sufren dolor crónico y el 15% síntomas de estrés, como tensión muscular. Muchas personas lidian, día a día, con hombros tensos, dolores de espalda y rigidez de cuello ya sea por trabajo, ejercicio o agotamiento.

Si te sientes identificado y te encantaría ir al fisioterapeuta un día sí y otro también pero no puedes económicamente, eres de los nuestros. No te preocupes. Hay vida más allá del masaje manual para paliar estos síntomas desde casa.

El instrumento que ha venido para descontracturarte la espalda se llama masajeador eléctrico. Este aparato puede aliviar el dolor y la rigidez del cuerpo, ayuda en la recuperación muscular, mejora la circulación y reduce el estrés.

El mercado está lleno de masajeadores eléctricos de muchísimos diseños y funcionalidades diferentes y te va a ser difícil decantarte por uno. Por eso, hemos realizado la siguiente guía de compra con los mejores masajeadores eléctricos para facilitarte la tarea de elegir.

¿QUÉ ENCONTRARÁS EN ESTA GUÍA?

  1. Los 6 mejores masajeadores eléctricos de 2022
  2. ¿No sabes qué masajeador elegir? Te ayudamos
  3. Consejos y recomendaciones para comprar una máquina de masaje eléctrico

4 consejos para comprar un aparato masajeador eléctrico top

Antes de que realices tu compra, te recomendamos que reflexiones bien tu elección y no te quedes con lo primero que veas. Para ponértelo más fácil te dejamos, a continuación, las características que nosotros consideramos fundamentales para este tipo de producto:

  • Funcionamiento: Estos instrumentos pueden funcionar por percusión, vibración o calor. Todos son métodos muy efectivos de masajes y de calidad, la elección dependerá de tus gustos y preferencias.
  • Vida de la batería: Si te quedas con un modelo que funciona por batería, es importante que revises cuánto tiempo tiene de duración. Las de litio con una carga completa suelen funcionar hasta 6 horas.
  • Velocidades: Los resultados de este aparato dependerán, fundamentalmente, de la intensidad y de la presión del masaje. Cuanto más velocidades incorpore, más presión ejercerá y más sensación de alivio sentirás. Esta intensidad también dependerá del área del cuerpo que quieras tratar, no es lo mismo la espalda que el cuello, por ejemplo.
  • Accesorios: Suelen traer accesorios intercambiables específicos para cada zona del cuerpo. Por ejemplo, pueden incluir una cabeza redonda para zonas como las manos, espalda, glúteos, otra más plana para relajar, una en forma de “U” para el cuello, la columna vertebral, etc.

Los 6 Mejores masajeadores eléctricos

1. RENPHO Cordless Massager

1. RENPHO Cordless Massager VER OFERTAS EN AMAZON

Un modelo de gran relación calidad precio.

Especificaciones

  • Velocidades: 3 (hasta 3.600 rpm)
  • Duración: 140 minutos
  • Cabezales: 5 (espalda, pies, cuello…)
  • Batería: 2.600 mAh
  • Fuente de energía: Batería recargable

El modelo RENPHO Cordless Massager es una de las mejores versiones para el uso doméstico, si solo quieres obtener masajes reconfortantes en distintas partes del cuerpo. Dispone de hasta cinco cabezales intercambiables para que puedas usarlo en zonas como los pies, la espalda o los hombros, según lo que necesites. 

No es de las versiones más potentes del mercado, solo dispone de tres velocidades diferentes, pero son suficientes para eliminar la tensión de los músculos. Puede ser buena opción para rehabilitaciones, siempre que el médico te lo aconseje previamente. Además, tiene un mango antideslizante de goma para una sujeción firme. 

Dispone de una batería recargable de más de una hora de duración, aunque en la mayoría de casos no es aconsejable superar los diez minutos en la misma zona. Por eso, dispone de un apagado automático a los 20 minutos de uso, para evitar el sobrecalentamiento. Y tiene unos botones muy prácticos y fáciles de manejar. 

PROS:

  • Muy versátil
  • Fácil de usar
  • Buena relación calidad precio

CONTRAS:

  • Peso un poco
  • Puede ser incómodo hacerlo tú mismo

2. Oliver James OJ-TDH

2. Oliver James OJ-TDHVER OFERTAS EN AMAZON

El mejor masajeador para llevártelo de viaje.

Especificaciones

  • Velocidades: 8
  • Patrones: 20 diferentes
  • Duración: 2 horas
  • Colores: 6 a elegir
  • Fuente de energía: Batería recargable USB

Este masajeador eléctrico Oliver James OJ-TDH está fabricado con silicona, con una textura suave y agradable. Puede ser muy buena opción para momentos de relajación. Además, puedes llevártelo a cualquier lugar, pues su tamaño no es muy grande e incluye una bolsa para transportarlo fácilmente en tu bolso. 

Tiene hasta veinte programas de funcionamiento diferentes según lo que necesites o la zona donde lo apliques y hasta ocho velocidades de vibración. Es un producto respetuoso con la piel y es resistente al agua, aunque no se recomienda sumergirlo en agua. Se trata de una versión inalámbrica que puedes recargar fácilmente con USB. 

Además, el fabricante ofrece una caja de regalo atractiva para que puedas regalárselo a cualquier amigo. También dispone de hasta seis colores diferentes para elegir el que más te guste. Su material es flexible y es realmente fácil de utilizar, pues solo dispone de varios botones que debes manejar. 

PROS:

  • Incluye bolsa para guardar
  • De tamaño reducido
  • Muchos patrones de vibración

CONTRAS:

  • Un poco ruidoso
  • Potencia limitada

3. MANFLY Wand Massager

3. MANFLY Wand MassagerVER OFERTAS EN AMAZON

Perfecto para proporcionar masajes relajantes.

Especificaciones

  • Velocidades: 5
  • Modos de masaje: 10
  • Duración: 2 horas
  • Ruido: Menos 55 dB
  • Batería: 1.000 mAh 
  • Fuente de energía: Batería recargable USB

La versión MANFLY Wand Massager es un masajeador muy completo y económico que puedes utilizar para un relajación profunda de los músculos. Puedes utilizar distintos modos de masaje y velocidades según lo que necesites y hasta dos horas de duración continuo cuando lo has cargado por completo. 

Su mango es largo para que puedas sujetarlo fácilmente y su cabezal es suave y muy flexible, puede girarse hasta 360 grados para lograr un buen masaje. Es un modelo bastante silencioso y es inalámbrico para que puedas llevarlo a cualquier lugar fácilmente, lo puedes cargar con USB. 

Tiene un diseño impermeable pero no sumergible en agua. Además, dispone de una gran potencia y es muy fácil de usar, pues solo tiene tres botones muy visibles e intuitivos. Si bien, aunque puede tardar un poco más de lo esperado en cargarse completamente, puedes hacerlo en distintos aparatos como tu ordenador o una batería portátil. 

PROS:

  • Mango fácil de manejar
  • Cabezal flexible
  • Impermeable

CONTRAS:

  • Puede tardar 3 horas en cargar
  • Un tamaño algo grande

4. Mebak 3

4. Mebak 3VER OFERTAS EN AMAZON

El masajeador más completo para deportistas.

Especificaciones

  • Velocidades: 5 (de 640 a 3.200 rpm)
  • Cabezales: 7 diferentes
  • Duración: De 3 a 6 horas 
  • Ruido: Entre 35 a 50 dB
  • Batería: 2.600 mAh
  • Fuente de energía: Cable eléctrico

El modelo Mebak 3 es uno de los masajeadores eléctricos de mejor calidad que puedes encontrar. No obstante, su precio también es más elevado que el resto, pero puede ser muy útil para personas que lo utilicen frecuentemente, como pueden ser los deportistas. Estos pueden usarlo en distintas zonas del cuerpo para destensar los músculos tras el ejercicio. 

Dispone de hasta siete cabezales distintos que te proporcionan funciones completamente individualizadas según la zona a tratar. Por ejemplo, puedes aplicarlo en los gemelos, pectorales, cuello o muslos. Además, puedes ajustarlo hasta en cinco velocidades distintas, aplicando de la más baja a la más alta según vayas desarrollando el músculo. 

Su batería también es una de las más potentes, ya que puede durar bastantes horas sin necesidad de cargarla. Tiene un diseño muy ligero para que no sea cansado sujetarlo durante los diez minutos recomendados por zona. Además, para que no los sobrepases y evites lesionarte se apaga automáticamente pasado ese tiempo. 

PROS:

  • Alta calidad
  • Gran variedad de ajustes
  • Incluye una bolsa para guardar

CONTRAS:

  • Coste elevado
  • No tiene cable USB

5. HOPOSO JMQ

5. HOPOSO JMQVER OFERTAS EN AMAZON

Ideal para aliviar y evitar la aparición de contracturas.

Especificaciones

  • Velocidades: 30 (de 1.800 a 4.800 rpm)
  • Cabezales: 6 diferentes
  • Duración: Hasta 6 horas 
  • Batería: 2.400 mAh
  • Fuente de energía: Cable eléctrico

El masajeador HOPOSO JMQ es una versión de buena calidad a un precio realmente económico. Puede ser la mejor opción que vas a encontrar para recuperar las frecuentes contracturas en cuello o espalda. Tiene hasta seis cabezales distintos para aplicar en las distintas zonas de dolor. 

Este diseño incorpora una pantalla LCD táctil que te ayuda a ajustar los diferentes modos y velocidades para el masaje. Si bien, es muy fácil de usar, pues en la pantalla puedes ver qué modo y velocidad estás aplicando y cambiarlo si lo necesitas. Es una versión silenciosa, que puedes usar en cualquier momento del día, incluso si tienes hijos pequeños. 

Se recarga con cable USB, aunque este modelo puede usarse mientras lo estás cargando. Como muchos aparatos electrónicos la duración de la batería puede ser su mayor inconveniente. Si bien, dispone de una potencia muy alta y bastantes velocidades a escoger. El fabricante incluye un manual para conocer todas sus funciones. 

PROS:

  • Muchas velocidades disponibles
  • Larga duración
  • Dispone de pantalla táctil LCD.

CONTRAS:

  • Baja vida útil de la batería
  • No tiene servicio posventa

6. ALDOM YL-MG001

6. ALDOM YL-MG001VER OFERTAS EN AMAZON

Una de las versiones con más potencia del mercado.

Especificaciones

  • Velocidades: 30 (Hasta 4.800 rpm)
  • Cabezales: 6 diferentes
  • Duración: Hasta 10 horas
  • Batería: 2.400 mAh
  • Ruido: Entre 30 y 50 db
  • Fuente de energía: Cable eléctrico

Este modelo ALDOM YL-MG001 puede ser una pistola de masaje realmente interesante, pues es uno de los más potentes que puedes encontrar, ya que alcanza muchas revoluciones por minuto. Incluye un maletín para que lo puedes transportar fácilmente, de modo que puede ser un buen regalo para ese amigo o familiar que requiere de masajes habitualmente. 

Dispone de una pantalla LED donde visualizar todos sus ajustes de forma muy fácil e intuitiva. Su mango es antideslizante para cogerlo fácilmente y puedes cambiar hasta seis cabezales distintos según la zona que vas a tratar. Es uno de los modelos que más tiempo puede durar en funcionamiento, pues llega hasta las 10 horas, aunque eso dependerá de la velocidad que hayas elegido. 

También produce poco ruido y dispone de una carga rápida de unas 4 horas, para que puedas usarlo sin problemas. Además, tiene un sistema de apagado inteligente cuando pasan diez minutos, para evitar que se sobresaliente y que apliques más tiempo de la cuenta la vibración en una misma zona. No obstante, debes conocer bien sus niveles de potencia, ya que puede ser muy fuerte para algunas personas, según el área donde quieras aplicarlo. 

PROS:

  • Batería muy duradera
  • Para muchas partes del cuerpo
  • Apagado automático

CONTRAS:

  • No se puede usar mientras carga
  • Puede ser muy potente para algunas personas

Cómo usar una máquina eléctrica de masajes

Una máquina eléctrica de masajes es un aparato ergonómico que puedes usar tú mismo en casa para darte masajes, quitar contracturas y relajar zonas del cuerpo que tengas más tensas. No es difícil de usar, pero necesitas seguir bien el proceso de uso para obtener buenos resultados:

1. Cárgale la batería

Antes de su primer uso, recuerda que debes cargarle la batería. Normalmente, se cargan enchufándolas a una toma de corriente. Si ya has utilizado el producto varias veces, verás que en su pantalla LCD te aparecerá el nivel de batería restante. Debes estar atento para cuando necesite ser recargada.

2. Elige el cabezal

Dependiendo de la zona que quieras tratar ese día, deberás elegir el cabezal especial para ella. Para instalarlo, es tan fácil como insertar el cabezal de masaje dentro del agujero de la máquina y presionar de forma vertical.

3. Enciende el masajeador

Normalmente el interruptor de encendido suele estar en el mango del aparato. Una vez lo presiones, verás que todas las luces de la pantalla se encenderán y podrás ver todas sus opciones como el nivel de batería, la potencia, la velocidad, etc.

4. Escoge el nivel de presión

La pantalla LCD del instrumento suele ser táctil. En ella deberás elegir el nivel de presión y la velocidad a la que quieres que funcione pulsando los botones de + y -. Hay aparatos que tienen hasta 30 velocidades. Aconsejamos empezar por una velocidad baja e ir probando nuestra resistencia.

5. Masajea la zona afectada

En cuanto hayas elegido el nivel de presión y la velocidad, verás que la máquina empezará a funcionar automáticamente. Acércala con cuidado a la zona que quieres tratar y empieza a masajear poco a poco, a moverla despacio de arriba a abajo, haciendo círculos, etc. La mayoría de masajeadores duran de 10 a 15 minutos funcionando, así que no te asustes si ves que se para de repente. Si necesitas más tiempo, vuelves a empezar.

6. Apágala

Cuando el masaje haya concluido, apágala presionando en el mismo botón de encendido del principio, ese que suele estar en alguna zona de su mango. Después, guarda el aparato en su funda para protegerlo.

Guía de compra de una máquina de masaje eléctrico

Para comprar tu máquina de masaje eléctrico debes asegurarte que, previamente, has hecho una buena búsqueda de información para que no te den gato por liebre. Para ayudarte a recabar información, hemos creado esta guía de compra con todas las cosas necesarias de saber para hacer una buena elección de este producto.

Necesitas un aparato masajeador eléctrico si…

Un aparato masajeador eléctrico tiene muchísimos beneficios para tu salud, por ejemplo, mejora la circulación localizada, relaja los músculos, reduce el nivel de la hormona del estrés o mejora la elasticidad de la piel, entre otros. En definitiva, es un aparato apto para todos pero que te puede ser muy útil si vives alguna de estas situaciones:

  • Necesitas recuperarte de un entrenamiento: Tanto si vas al gimnasio como si haces algún tipo de deporte, tus músculos se sienten resentidos después de someterlos a un gran esfuerzo. Si después del entreno te das un masaje con este aparato por las zonas más trabajadas, este estimulará la circulación de tus músculos y los ayudará a recuperarse más rápidamente, evitando lesiones y agujetas.
  • Tienes contracturas: Si pasas muchas horas delante del ordenador tendrás casi siempre el cuello, los hombros y la espalda contracturados por la mala postura. Un masaje al llegar a casa después del trabajo, una ducha relajante y a dormir como un bebé.
  • Padeces de artritis o fibromialgia: Si padeces una de estas dos enfermedades, el dolor está contigo gran parte de tu día. Con un masajeador eléctrico podrás relajar tus músculos en casa cada vez que quieras.
  • Tienes poco presupuesto: Como un buen masaje manual dado por un fisioterapeuta o quiropráctico no hay nada, pero no todos los bolsillos se pueden permitir ir tan continuamente. Con este aparato, podrás combinar tus sesiones de fisioterapia con tus masajes en casa para sentir más alivio.

¿Cómo funciona un aparato masajeador eléctrico?

Un aparato masajeador eléctrico nunca será nada parecido a las manos de una persona especiaizada dándote un masaje, pero te podemos asegurar que poco le falta para parecerse a ella. Con solo pulsar un botón, el aparato empezará a funcionar en el área de tu cuerpo que desees, relajándola y aflojándole la tensión acumulada.

Este instrumento suele ser un dispositivo de mano equipado con una punta redonda. En esta punta redonda es donde podrás meter el cabezal que desees, dependiendo de la parte del cuerpo que quieras tratarte. Este cabezal funciona por repeticiones y es el que empezará a moverse y a ejercer presión, por percusión o vibración, directamente sobre tus músculos. Será esta presión y sus repeticiones continuas las que se encarguen de relajar los tejidos. La velocidad que le configures es la que determinará cuán profundo apuntará el masajeador.

Accesorios y funciones de tu aparato masajeador eléctrico

La función básica de un aparato masajeador eléctrico es liberarte la tensión que tengas acumulada en el cuerpo para aliviarte dolores y contracturas. Podrás controlar su velocidad y su presión y, además, cuentas con cabezas intercambiables que sirven para tratar diferentes zonas del cuerpo:

  • Cabeza redonda: Esta cabeza se usa para masajear las manos, la espalda, los glúteos y las piernas.
  • Cabeza cónica: La cabeza cónica está indicada para usarla sobre los tejidos profundos como las articulaciones, palmeras y plantares.
  • Cabeza plana: Sirve para relajar y dar forma a cada parte muscular.
  • Cabeza en forma de U: Esta cabeza con esta forma tan peculiar es perfecta para dar masajes en el cuello, en la columna vertebral y Aquiles.
  • Cabeza del pulgar: La del pulgar es especial para masajear los tejidos blandos.
  • Cabeza en forma de pala: La que tiene forma de pala ayuda a la relajación muscular de los huesos de todo el cuerpo.

Partes del cuerpo donde usar un aparato masajeador eléctrico

Debes saber que en el mercado te vas a encontrar con dos tipos de aparatos masajeadores eléctricos. El primero de ellos podríamos definirlo como multiusos, ya que se trata de un mismo aparato que sirve para tratar varias zonas del cuerpo y lo que haces es ir cambiándole sus cabezales. El otro modelo es exclusivo para tratar una sola zona. Da igual el modelo que decidas comprarte, porque ambos están especializados para tratar estas partes del cuerpo:

  • Cuello: Si trabajas todo el día delante de un ordenador sentado en una silla, seguro que tienes el cuello siempre con contracturas. Si vas al fisio y al día siguiente al ponerte a trabajar el cuello otra vez se te queda pillado, lo mejor que puedes hacer es comprarte este aparato para que, todos las noches, te puedas relajar tú mismo el cuello.
  • Hombros: Los hombros también se quedan fastidiados por trabajar con ordenadores, pero también es la parte del cuerpo que más se contractura cuando estás estresado ya que, insconscientemente, los elevamos hacia arriba. Unos 10 o 15 minutitos al día con esta máquina, y mano de santo.
  • Espalda: La espalda es otra parte del cuerpo que siempre tenemos con dolor. Es normal porque nunca llevamos una buena postura ni andando porque vamos con el móvil ni cuando estamos sentados. Además, también hay otras personas que, por trabajo, tienen que cargar peso en su espalda. Tener este aparato en casa te salvará la vida.
  • Piernas: Si pasas muchas horas de pie, tus piernas lo sufren. Ya no es solo dolor o cansancio, es que tu circulación se verá afectada. Este aparato mejorará tu flujo sanguíneo y te aliviará los dolores.
  • Pies: Los pies soportan todo el peso del cuerpo y si haces running mucho peor, ya que están siendo impactados continuamente. Si nada más llegues de correr te das unos masajes con el masajeador eléctrico, notarás la diferencia el siguiente día que vayas a correr.

Consejos para evitar contracturas

Las contracturas musculares normalmente suelen darse en el cuello y en la espalda ya que estas dos zonas son las más afectadas por la mala postura que adoptamos tanto al andar como al estar sentados. Además, estas contracturas suelen aparecer por la falta de ejercicio que hace que estas zonas tengan los músculos menos desarrollados y, por consiguiente, estén menos protegidas.

Para evitar las contracturas, podemos empezar a incluir nuevas actividades en nuestra rutina. Por ejemplo, es muy importante hacer ejercicio de fuerza para tener unos músculos fuertes que nos protejan. Además, también es aconsejable hacer ejercicios de estiramientos todos los días para tener más flexibilidad o, incluso, puedes apuntarte a clases de yoga. Para evitar contractuarte, es vital que empieces a detectar tu mala postura y a corregirla. Por último, también puedes hacer ejercicios de meditación unos minutos todos los días ya que, al relajar la mente, también se te relajará el resto del cuerpo.

Métodos alternativos a la máquina de masaje eléctrico

Además de la sesión de fisioterapia de toda la vida y la máquina de masaje eléctrico para tenerla en casa, existen otros métodos alternativos que también te pueden ayudar a aliviar la tensión muscular, como pueden ser:

  • Aplicar calor: Este es el método más tradicional para aliviar contracturas. Puedes aplicarte una bolsa de agua caliente o una manta eléctrica en la zona, verás lo rápido que sentirás alivio.
  • Foam roller: Se trata de un rodillo de goma-espuma rígido que, a través de una serie de movimientos, se usa para liberar la fascia de los músculos. Básicamente, el movimiento consiste en rodar con nuestro propio peso sobre él.
  • Sillón de masajes: Este sillón es muy útil si quieres recibir un masaje en varias partes del cuerpo a la vez mientras estás sentado leyendo o viendo la televisión. Suele funcionar por vibración.
  • Masajeador de pies: Si lo que más te duele siempre son los pies, puedes comprarte un masajeador exclusivo para esta zona. Funciona por calor y por movimientos circulares.
  • Máquina de presoterapia: Este otro tipo de máquina es muy aconsejable si sufres muchos dolores de piernas y de pies por pasar muchas horas de pie. La presoterapia se encargará de mover tu circulación y de mejorarla aliviando así tus dolores.

Mantenimiento de tu aparato masajeador eléctrico

Este aparato eléctrico para dar masajes no necesita muchos cuidados, pero sí que nos gustaría darte algunos consejos para que puedas mantenerlo por mucho tiempo junto a ti:

  • No lo uses mientras se está cargando: Al igual que cualquier otro aparato eléctrico, no es recomendable encenderlo mientras está enchufado a una toma de corriente cargando su batería ya que podrías estropearla.
  • Use su adaptador original: Asegúrate siempre de cargarlo usando su adaptador original, si usas otro de otra marca también podría estropearlo.
  • No lo sumerjas en agua: Estos aparatos no son resistentes al agua y podrías estropearlo al completo si lo haces e, incluso, sufrir una descarga eléctrica si está encendido.
  • Límpialo con frecuencia: Del roce de las manos y los dedos su carcasa puede ensuciarse muy fácilmente. Te recomendamos que la limpies con regularidad usando una toalla húmeda seca y bien escurrida.
  • Guárdalo en su funda: Nada más lo termines de usar, guarda tanto el aparato como los accesorios que has utilizado en su funda para mantenerlos bien protegidos de posibles golpes y arañazos.

Dudas que puedes tener

¿Los masajeadores eléctricos causan dolor?

Estos aparatos no causan dolor, aunque las personas que tienen mucha tensión acumulada en los músculos pueden ser un poco más sensibles a ellos. Después de su uso, quizás notes un poco de molestia porque la zona ha sido masajeada, pero es algo normal

¿Con qué frecuencia debería usar la máquina eléctrica de masajes?

La máquina eléctrica de masajes puedes usarla cada vez que quieras, incluso todos los días. Es más, si tienes mucha tensión acumulada, es recomendable que te masajees la zona a diario para liberar esa tensión.

¿Los masajeadores eléctricos vienen con accesorios?

Sí, estos instrumentos vienen con diferentes cabezales intercambiables. Cada uno de estos cabezales es exclusivo para tratar una zona diferente del cuerpo.

¿Hacen mucho ruido los masajeadores eléctricos?

No, los masajeadores eléctricos apenas hacen ruido, como mucho notarás un ligero zumbido por las pequeñas percusiones o vibraciones que va dando mientras está funcionando.

Más masajeadores que te pueden ayudar

Ahora que has decidido cuidar tu cuerpo de la aparición de la celulitis, quizás estés pensando en todos los beneficios que puede darte un masajeador para otras zonas de tu cuerpo. Presta atención porque tienes muchas posibilidades.

Contacto - Politica de privacidad - Afiliados Amazon - Politica de cookies - Aviso Legal - DMCA.com Protection Status